Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de septiembre 28, 2009

Muertos descontentos

Nada más suicidarse se dio cuenta de su error. Sin duda se había precipitado y la consumación del acto fatal fue la consecuencia de una torpeza, de una reflexión aturdida e insuficiente, de un erróneo cómputo de los pros y los contras de su todavía corta existencia. Ahora, con la lucidez que dispensa la muerte, veía con una nueva perspectiva el decurso de su tiempo entre los vivos y la valoración era radicalmente distinta y desde luego no merecedora del drástico y temprano desenlace que él, alocadamente, había decidido depararle. Incluso se le antojaba ahora que había estado cegado por alguna especie de aturdimiento que le había impedido valorar en su justa valía la calidad de su tiempo en vida, que había sido -lo descubría de golpe y para su sorpresa- realmente bueno, satisfactorio, incluso digno de ser repetido, si la repetición fuese un atributo del tiempo, una opción para los humanos. Y un segundo o un minuto demasiado tarde -¿existe el tiempo o tiene sentido hablar de él en el re…